Sasso se autodenunció

El Vicepresidente de Huracán se expuso para que la misma CD lo juzgue por el caso de Martín Sarrafiore. Además, renunció a su agrupación para “evitar suspicacias”, pero no a su cargo en la cúpula del club.

 

 

 

 

La polémica por el accionar del juvenil Martín Sarrafiore no tiene tregua. Luis Sasso, Vicepresidente del club y principal responsable del fútbol amateur, es uno de los apuntados por los hinchas, que lo acusan de ineficiencia y negligencia a la hora de tratar estas situaciones, tal como pasó tras la partida de Javier Iritier por la puerta de atrás.

 

Por eso, Sasso decidió emitir un comunicado en el que se autodenuncia y, además, renuncia a la agrupación "Círculo Arriba Huracán": 


 

Buenos Aires, 11 de enero de 2018

Sr. Presidente del Club Atlético Huracán
Sres. Miembros de la HCDirectiva
Sres socios del Club Atlético Huracán

​I. Con profundo pesar, he visto en los últimos tiempos la forma en la que se me viene agraviando debido al conocido conflicto surgido con el jugador profesional Martin SARRAFIORE. A más de los agravios y calumnias (dolorosos para mi persona pero más que nada para mi familia), he leído a quienes piden mi renuncia a la presidencia de la Subcomisión de Futbol Juvenil, e incluso a la Vicepresidencia del club.
​Las redes sociales, ese vehículo valiosísimo para la comunicación del Siglo XXI –que defiendo y defenderé por su impronta democrática, a pesar de los abusos propios de su libre funcionamiento-, esta vez se han vuelto en mi contra en forma implacable.
​Por eso, en primer lugar, y para quienes sostienen que la baja de mi cuenta de “twitter” ha sido un acto de cobardía y cosas por ese estilo, les digo que fue una decisión tomada en conjunto con mi familia, quienes me aconsejaron razonablemente sobre la inconveniencia de soportar tales agravios que, lo digo desde ahora, son tan injustos como infundados.

II. El tema central es, ya lo dije, el conflicto suscitado en torno al jugador profesional Martín SARRAFIORE.
​Para hacer un breve racconto de la situación, permítaseme efectuar en primer lugar algunas aclaraciones:
1. En mi carácter de Presidente de Futbol Juvenil, mi tarea culmina cuando el jugador de inferiores suscribe su primer contrato profesional. Esta decisión sí se encuentra dentro de mis incumbencias, dado que –en consonancia con los responsables deportivos- se opta o bien por proponer al jugador la firma de su contrato inicial, o bien dejarlo en libertad de acción.
2. Excepcionalmente, en colaboración con el área administrativa de Futbol Profesional, me he ofrecido para llevar adelante gestiones específicas: a) búsqueda de clubes alternativos para jugadores con contrato y surgidos de las inferiores que no son tenidos en cuenta por los cuerpos técnicos de la Primera División; b) seguimiento de dichos jugadores mientras se encuentran prestando servicios en otros clubes; c) participación en la toma de decisiones sobre la propuesta de “segundos contratos” (es decir, cuando el primero está por vencer), siempre en relación a los jugadores surgidos de nuestra cantera.

​Esta colaboración, excepcional y eventual, la he llevado adelante desde que asumí el cargo en Divisiones Juveniles (hace algo menos de dos años), y tiene explicación en la sobrecarga de tareas que pesaban y aun hoy siguen pesando sobre los responsables administrativos del Futbol Profesional.

 

III.​Dicho esto, e ingresando al tema del jugador SARRAFIORE, señalo:

a) El caso del jugador profesional IRITIER fue un duro golpe para nuestra gestión. Jugador de primer contrato, pasó de no ser tenido en cuenta por el técnico DOMINGUEZ a irrumpir en el Primer equipo en forma rutilante bajo la gestión de CARUSO LOMBARDI. Nunca sabré –yo al menos- qué intereses se movieron detrás de este caso, pero cuando los responsables del área quisieron renovar el contrato, ya era tarde.
b) Este caso me impulsó a solicitarle al Sr Presidente, hacia julio de 2017, me permitiese intervenir con mayor intensidad en esta área por demás ambigua del Futbol Profesional. Jugadores con contrato que no juegan ni entrenan en Primera División. Chicos de 20 años o más que, por diversos motivos que no tiene sentido analizar ahora, permanecen en un limbo sin perspectivas; y que terminan jugando en una reserva que los excede, por edad y expectativas. Pero que, de todos modos, optan por quedarse en el club, por la comodidad del sueldo seguro, por no rebajarse a competir en categorías inferiores del Futbol Argentino, o tal vez porque guardan la secreta esperanza de que –finalmente- sean promovidos a la Primera de nuestro club. Debemos reconocer que los cambios de técnico en Primera División, sumado a la latente amenaza del descenso que nos tuvo y tiene en vilo en estos tiempos, han conspirado para una promoción de juveniles que, sin presiones, seguramente podrían mostrar lo mejor de sí mismos.
c) Con el aval del Sr. Presidente, tomé contacto con la situación de Martín SARRAFIORE hacia principios de agosto de 2017, a poco de asumido nuestro tercer mandato, y con el torneo de Reserva a punto de comenzar. Por ese tiempo, en no menos de dos ocasiones se reclamó al área administrativa de Futbol Profesional se convocara al jugador para renovar su contrato; hasta el momento una tarea sin complicaciones a la vista, teniendo en cuenta los antecedentes personales del chico y su larga historia en el club.
d) Al no obtener respuestas, decidí concurrir a un partido de entrenamiento llevado a cabo en La Quemita, un día entresemana, para hablar personalmente con el jugador. Lo convoqué para dos días más tarde (para un día jueves) en la sede social, con el objetivo único de hablar sobre la renovación de su contrato. En presencia de Nestor APUZZO y otras personas me dijo que concurriría sin problemas. Confiado en su presencia, indiqué a la administración del club preparara los contratos y pedí información completa sobre su situación.
e) Sin embargo no concurrió. Luego alegaría que había entendido que la citación era para el jueves siguiente. Esa reunión se llevó a cabo (el día 7 de septiembre), pero sin la presencia de Sarrafiore, porque en realidad interin apareció su “nuevo” representante (al menos para mí), un tal Matias SABBAG, quien manifestó que prefería juntarse primero conmigo, sin la presencia del jugador.
f) Entre los meses de septiembre y octubre me reuní unas tres o cuatro veces con SABBAG. Comenzó manifestándose su molestia y la del chico por no ser promovido a Primera, y lo puso casi como una condición para suscribir un nuevo contrato. Pese a mi negativa a semejante compromiso (que no podía asumir en modo alguno), me adelantó que de todos modos estaría dispuesto a llegar a un acuerdo.
g) La postura final del representante, reuniones mediante, fue reclamar un sueldo de $ 50.000, lo que fue aceptado. Pero también solicitó un porcentaje del pase, supuestamente para el jugador. Le dije que resultaba imposible, máxime cuando –como pude constatar después- ya había sido reconocido un 5% a quien acercó al jugador (una persona de apellido Patanian), y que el jugador se llevaría por ley un 15% de una futura transferencia. En ese punto quedaron estancadas las negociaciones.
h) Durante el mes de noviembre no hubo contactos. El fin de semana del día 18 de noviembre me traslade al exterior junto con mi familia por motivos profesionales y personales. Sin embargo, entre muchas otras actividades vinculadas al club, en los días previos a mi viaje, me ocupé junto con Jorge ESTEBAN de que un grupo de juveniles que viajarían al torneo de Porto Alegre, y estaban sin contrato y con gran proyección firmaran su primer vínculo; precisamente para evitar contingencias que perjudicaran al club.
i) A ese torneo, al que Huracán fue invitado a instancias del empresario Silvio SANDRI, viajó una delegación de futbolistas Sub 20, y partió de Buenos Aires el 1 de diciembre, luego del partido que el primer equipo jugó contra Patronato.
j) Por encontrarme en el exterior en ese momento, no puedo ni pude saber detalles de lo sucedido en los días posteriores. A mi regreso, tomé conocimiento que SARRAFIORE había viajado sin firmar su nuevo contrato.
k) Me consta que el Sr. Presidente ignoraba la situación, y se enteró de ello en una conversación telefónica que mantuvo conmigo y a mi regreso. A fin de evitar el conflicto que se avizoraba, conversé telefónicamente con el jugador llamándolo a Brasil. En ese momento me aseguró que a su regreso firmaría el contrato pendiente.
l) Sabemos que ello finalmente no ocurrió. Tanto el jugador como el representante eludieron todo contacto, pese a que de parte del club se cumplió con la primera de sus exigencias, que era la de entrenar con la Primera; lo que, a decir verdad, se lo había ganado con creces. El resto es reciente y públicamente conocido.
m) Solo quiero añadir que, según tomé conocimiento por conducto del sr. Presidente, al momento en que éste le ofreció un mejor contrato al que obtendría en Brasil, el jugador le manifestó que debía hablar sobre el tema con el abogado Matías ELMO. Casualmente o no, es el mismo abogado que representa los intereses de Marcelo SIMONIAN en el conflicto surgido en torno al jugador ROMERO GAMARRA.
​​

IV.​El Sr. Presidente sabe mejor que nadie que –acompañándolo- he trabajado denodadamente para extirpar la corrupción del Club Huracán. Puedo nombrar la querella penal contra la gestión del presidente BABINGTON, la querella por el ingreso irregular de público al estadio Ducó, la denuncia por irregularidades en la administración del mismo Estadio, los despidos con causa basados en irregularidades detectadas en el manejo de la utilería de inferiores, como así también en el manejo del Futbol de la Liga Metropolitana. Y hay más, pero no vienen a colación ahora.
​Debo admitir que NO HAY LUGAR MAS PROPICIO PARA LA CORRUPCION QUE EL AMBITO DE LAS DIVISIONES INFERIORES. Y que resulta sumamente difícil controlar todas y cada una de las contingencias que hacen al manejo de esa enorme área, y las posibles derivaciones hacia sucesos irregulares.
​Pero hay algunas situaciones que, por evidentes, deben ser eliminadas de plano. Porque si bien no puede evitarse lo que el jugador juvenil hace con su vida fuera del club, la presencia reiterada y constante de ciertos personajes en la Quemita con fines de captar chicos que son seducidos por cantos de sirena, debe terminar hoy mismo.
​ Huracán no puede ser rehén de personajes inescrupulosos como aquel empresario que hace lo imposible por trabar el pase de Romero Gamarra, u otros tantos que, en las sombras, encuentran el ámbito apropiado para hacer negocios a expensas del club.
​Si mi poca o mucha dedicación o conocimientos en esta tarea no alcanzan, le ruego al sr Presidente tome las decisiones que crea pertinentes.
​Lo que no puedo permitir es que se ponga en tela de juicio mi honestidad. ​
​Por la memoria de mi padre, por mi familia, y por mí mismo.

​V.​Mas allá de las explicaciones precedentes, solicito a las autoridades de la HCDirectiva que esta cuestión sea incluida en el orden del día de la próxima reunión, a los efectos de que –aceptada la presente como autodenuncia- se juzgue mi desempeño en los hechos que se relacionan con el jugador profesional Martín SARRAFIORE, conforme lo dispuesto en el art. 41 del Estatuto. Una vez citado por el sumariante que vaya a ser designado, aportaré ante el mismo los elementos de juicio que resulten pertinentes, y ejerceré debidamente mi derecho de defensa.

A fines de evitar suspicacias en torno a mi filiación partidaria, y para evitar cualquier condicionamiento en el trámite respectivo, habré de comunicar al Circulo Arriba Huracán que a partir de la fecha renuncio como integrante de dicha agrupación.

Compartir
Compartir
Please reload

Dejá tu comentario

Los comentarios son de exclusiva responsabilidad de los usuarios. Cualquier agravio o violación a la buena convivencia será eliminado de la página. Muchas gracias.

Tal vez te interese...

El fútbol senior de Huracán se coronó campeón luego de vencer 3 a 2 a Independiente en el Palacio Tomás Ducó, con goles de Casas, Herbella y Moyano.

Un...

La Superliga ratificó el fallo tras la apelación del Globo con respecto a la sanción por la falta de pago de Garro. A arreglarse con lo que hay...

 



...

Please reload

DONDE ESTÉ EL GLOBO, LE PONEMOS EL OJO

© 2019  "El Ojo del Huracán". 

51161369_627509904348691_408654179736957
playfloor.jpg